Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

23 de febrero de 2015

Un nueva etapa un poco bye

El cambio venía gestandónse en mi mente y en mi corazón, lo comentaba mil veces: "No me siento a gusto así, no llego a todo, no puedo...necesito parar". Y paré. No diré que no me haya costado. Un año entero intentándolo, porque no diré que no lo intenté. Pero ese ritmo de vida era inviable, ese intentar llegar a todo y a todo bien, con la mejor aptitud, lo mejor sonrisa, quitando horas al sueño (por gusto), ese contante pensar en lo que estaba dejando dejando de hacer mientras estaba haciendo eso, la angustia de ver crecer la lista de pendientes a un ritmo mil veces mayor de lo que podía llevar a cabo. Así no. Stop.

El cambio definitivo vino con las vacaciones de Navidad, con David en casa el cambio de ritmo era obligatorio y por fin dejé de oponerme y me dejé llevar y me centré en vivir plenamente relegando todo lo demás al último lugar. Otras veces lo había intentado, pero el Pepito Grillo no dejaba de gritar en mi cabeza, pero esta vez no, esta vez ni susurraba, simplemente no estaba y me dediqué a vivir sin más, a volver a saborear todas las pequeñas cosas, a estar estando, plenamente consciente. 

Liekeland
Las cosas son así, las etapas pasan, simpre lo he dicho y yo, la verdad ya no tengo ganas de estar por aquí y por allá. No leo ningún blog, facebook me burre, twitter nunca me gustó, Pinterest para echar un rato de bonitismo. Lo poquito que me prodigo es por Instagram. Y llegó lo que tenía que llegar...dejar de publicar.

Primero fue un miércoles. Curiosamente no se acabó mi mundo. Otra semana fue un lunes. Tampoco me pasó nada. Llegó un viernes y no huvo Hoy leemos. ¡¡¡¡Y no me pasó nada de nada!!!! No me sentí ni un poquito mal si quiera. 

No recuerdo a quién leí que no quería dejar de tener una rutina de publicar porque si no lo hacía sabía que era muy fácil que dejara de hacerlo por siempre jamás. Eso me pasaba. En pasado.

Estar aquí y allí, escribir, compartir, estar conectado aunque fuera de forma virtual era una necesidad, una forma de sentirme acompañada, de tener una tribu, pero esa etapa ha ido pasando poquito a poco. Así es la vida. 

Recuerdo la de veces que he leído entradas de este tipo a lo largo de estos años. Con un regusto de melancolía, de aceptación, de saber que es lo que toca. Ahora me toca a mi. Por aquí seguiré estando a otro ritmo, al mio, al de este momento.

Gracias por seguir acompañarme o no.



17 comentarios:

  1. Sigue tan feliz! Yo seguiré espiándote de vez en cuando. ;-) Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Bichilla. En eso estamos, en la permanente búsqueda de la felicidad en lo coditiano.
      Un abrazo

      Eliminar
  2. Creo que de eso se trata…de ser felices con lo que hacemos, a nuestro ritmo, sin presiones de ninguna clase y por el mero hecho de disfrutar. Yo también estoy pasando una etapa parecida a la tuya; las publicaciones disminuyen y la necesidad de estar permanente contectada pues también. Y oye, es lo que dices, la vida son etapas y cada una tiene algo especial; disfrutar de cada una de ellas es el reto que tenemos.

    Y como dice Bichilla, seguiré por aquí para cuando quieras publicar. Besotes!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me entiendes entonces. Por eso un blog se vuelve importante en tu vida, porque ves que otras personas sienten como tu o justo al contrario jeje

      Sigamos disfrutando. Un beso Africa y gracias

      Eliminar
  3. Se muy feliz... yo seguiré por aquí, a hurtadillas, como siempre he estado...

    Besotes enormes y un abrazo!

    ResponderEliminar
  4. Vendré de vez en cuando y si no estas volveré a pasar.

    Un beso grande y disfruta!!

    ResponderEliminar
  5. Ya sabes que yo ya hace tiempo tomé esa decisión o quizá no la tomé, sino que surgió. De vez en cuando echo un ojo, pero nada más. Hoy quería apoyarte en esta decisión.

    Besitos,
    Suu

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Suu. Las cosas como dices surgen así que dejémoslas que se vayan como vinieron y disfrutemos de cada momento
      Un abrazo

      Eliminar
  6. Pues por aquí andaremos si te decides cuando quieras a contarte algo, yo como presión no me tomo nada jajaja y menos el blog, he tenido etapas para todos los gustos, no me siento nada mal si no publico en una semana o más, del face directamente "me bajé" porque me quitaba mucho tiempo de mi vida y no me aportaba "nada" entrecomillo porque del todo no es cierto. Pero lo más importante es que disfrutes con tu día a día y con tu gente. Mil besicos playeros y por instagram te veré ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me encanta tu filosofía de vida, siempre me ha gustado esa forma tuya de vivir con los tuyos. Eres sabia Montse. En parecerme un poco a ti voy caminando.

      Besos preciosa

      Eliminar
  7. Cuando quieras, como quieras. Sin obligación y pasando cuando te apetezca. Las cosas hay que disfrutarlas.

    Sabes que me asuste un poco, pero ya se me ha pasado ;^).

    Besotes ReGuapetona!!!.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ay amiga, pero si nlo único que hago es parecerme un poco más a ti, como a Montse o a María que está aquí abajo. No me voy y aunque lo hiciera, de tu lado nunca

      Muuuuuac

      Eliminar
  8. Ayyyy Carmen! Me gustas tanto que me guardo las entradas del blog para leer más de una en noches como esta! Me has hecho reír, llorar o las dos cosas mientras los demás dormian! Y con melancolía te apoyo porque te entiendo! Vivir la vida sin prisa y, sobretodo, disfrutar de la familia es algo que pesa y compensa, así que disfruta y saborea tu tiempo libre!
    Si no puedo leerte te releeré!
    Un abrazaco.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eres más linda que ojú, ojú qué linda eres María. Tu tranqui, que te queda lectura para rato, que yo soy mu jartible y aunque digo que es un poco bye es eso, un poco no más.

      Ya sabes por donde encontrarme cuando quieras.

      Un abrazo grande

      Eliminar